miércoles, 23 de diciembre de 2009

"Atrapados en el tiempo" Repercusiones sobre el "cambio climático" en El escarabajo verde

A
nte la trascendental cita de Copenhague, 'El Escarabajo Verde' plantea un programa especial sobre la lucha contra el Cambio Climático con la intención de analizar las claves de la cumbre y la influencia que las medidas que allí se tomen puedan tener en la vida diaria de los ciudadanos. La pregunta es ¿qué pasará el día después de Copenhague?

Para hacer asequible el alud de informaciones que genera la cumbre, con el ánimo de cuestionar los porqués del proceso y sobre todo, las repercusiones que pueda tener para los habitantes de nuestro país, el programa ha elaborado un documental que será complementado por un debate y que se emitirá la noche previa al final de la gran cita mundial.

Para el debate, contará con la opinión de tres voces cualificadas y que participan activamente en la lucha contra el Cambio Climático. El ex director de la Agencia Europea de Medio Ambiente, Domingo Jiménez Bertrán, la representante de la Comisión de Medio Ambiente de la CEOE, Alba Cabañas y el responsable de la campaña de Cambio Climático de Greenpeace, José Luís García Ortega, intercambiarán sus puntos de vista con el fin de arrojar alguna luz al ciudadano sobre un futuro que se nos dice amenazado por el Cambio Climático.


Reportaje: 'Atrapados por el Tiempo'

La cumbre de Copenhague es con toda probabilidad el hito más importante en la historia del medio ambiente en lo que llevamos de siglo. Pero no es un hecho aislado ni simple. 'El Escarabajo Verde' bucea en las interioridades del proceso de negociación en el seno de Naciones Unidas y plantea unas cuantas preguntas incómodas sobre qué se está haciendo, en realidad, en la lucha contra el cambio climático.

No es fácil comprender los entresijos de una negociación de esta envergadura. Por primera vez toda la humanidad está de acuerdo en que hay que poner solución, y de forma urgente, al cambio climático que ya estamos sufriendo. Y eso no es fácil: los países desarrollados y los que están en vías de desarrollo tienen intereses distintos.

'El Escarabajo Verde', de la mano de un guía avezado, se adentra en una de las reuniones previas a Copenhague, la de Barcelona, diseñada en cuanto a estructura de forma similar a la que se celebra en la actualidad, para conocer quiénes tienen la negociación en sus manos, y cómo se llega a pactos, acuerdos y medidas concretas. A la búsqueda de confidencias, entrevista a algunos de los actores implicados, ya sean de delegaciones oficiales, -de los países-, o grupos que actúan ejerciendo presión. Se cuestiona si existe una estrategia alarmista, o si se abusa del espectáculo para llamar la atención.

Y no por último menos importante: en este programa también se piden cuentas a aquellos que más contaminan: las compañías energéticas o el sector automovilístico. Se analiza si las políticas gubernamentales son acordes al reto al que nos enfrentamos. Se trata, en definitiva, de saber qué granos de arena está aportando todo el mundo para paliar lo que ya se ha convertido en una amenaza para el planeta.



(Recomendación: Parar la música de fondo en la barra de la derecha del blog)

El escarabajo verde - Atrapados en el tiempo




'El Escarabajo Verde' es el programa semanal de documentales de medio ambiente de La 2 de TVE que dirige Mario de la Mano, produce Gemma Ruiz y presenta Elisabeth Anglarill.

3 comentarios:

Jose dijo...

No voy a entrar en temas políticos, pero el hecho de que EEUU no tenga intención de bajar sus emisiones tanto como demandan otros países y sí quiera "comprar" la posibilidad de seguir contaminando en su línea mediante una gran inyección de dinero a los paises pobres, me parece vergonzoso.
Y lo peor es que los habitantes de China, la India y Bangladesh (los países más poblados del mundo), aspiran a contaminar lo mismo que un estadounidense medio.
No veo lus detrás de tanta humareda.

Jose dijo...

Ah, y Felices Fiestas Gaizka.

Leo Kutú dijo...

Hno. de los anzuelos, Gaizka:
Aún percibo muy poco interés en muchos "poderosos", en querer cambiar su actitud destruccionista.
Al menos en mi país, grandes capitales siguen deteriorando mucho y el cambio de conducta es algo gradual. Me parece que están decididos a seguir destruyendo en aras de la desmedida codicia. Espero equivocarme.
En el medio de todo, muchos nos dedicamos a cuidar, pero las "fuerzas" en conflicto son muy desvalanceadas para desgracia nuestra.
Mi esperanza es que muchos políticos "sanen de sus cabezas", solo así vendran "vientos" más puros.
¡Felices Fiestas, querido español!.
Un abrazo y,...
Un afectuoso sapukay.-